Buscar en este blog

lunes, 5 de octubre de 2009

EL EFECTO DOMINÓ DE LA IMAGEN PERSONAL.

Hoy más que nunca, estamos inmersos en una vida social. Casi todo lo que hacemos está condicionado por el entorno en la mayor parte del tiempo. La sociedad marca día a día unas pautas a seguir que vamos cumpliendo y que van desde nuestro comportamiento e imagen con la familia, pasando por el trabajo, y desembocando en nuestra vida social. Nosotros inconscientes de ello nos dejamos llevar sin apenas preguntarnos si nos gusta o no.

Muchos de nosotros nos hemos visto afectados por situaciones incómodas en las que de alguna manera no parece que hayamos encajado en ciertos círculos sociales y no sabemos por qué. Y yo planteo la siguiente pregunta: ¿Está tu imagen actual en armonía con lo que representas?

Nuestra imagen es algo que queramos o no, influye muchísimo en los demás. Nuestro aspecto, tiene una fuerza increíble, hasta el punto que atraemos a los demás o no, casi sin apenas conocerlos. Intentamos seducir para paliar dicha actitud, pero no siempre lo conseguimos.

Todo esto es el efecto dominó de la imagen. Empezamos preguntándonos que es lo que ha pasado, algo no fue bien pero no sabemos por qué. ¿Por qué esa persona que un día parecía interesada en ti, de pronto se muestra tan fría y reservada?

Evidentemente no siempre la imagen es la causante de dichas actitudes, la empatía con los demás y otras formas de relación, juegan una parte muy importante a la hora de conectar con el entorno, pero psicológicamente el porcentaje de influencia es muy elevado.

Sí es verdad, que una imagen apropiada acorde con lo que representamos, nos facilitará mucho la entrada en ciertos círculos sociales y objetivos a conseguir. Nos ayudará a sentirnos mejor con nosotros mismos y nuestra autoestima subirá. Nuestro lenguaje corporal comunicará que nos sentimos seguros y felices y el efecto dominó se invertirá a nuestro favor sin darnos apenas cuenta.

Hay personas que creerán que esto no es importante para ellas y que son capaces de subsistir solos sin compañías, pero no es cierto. Somos seres sociales y nuestra necesidad de supervivencia hace que necesitemos sentirnos integrados con los demás en el entorno en el que vivimos. Después será nuestra personalidad la que cree lazos o prefiera solo la conexión temporal.

Si realmente te has visto reflejado/a en éste artículo, no lo dudes y ponte manos a la obra. No es cuestión de gastar más dinero o de cambiar tu imagen dejando de ser tu mismo/a. Seguramente con todo lo que tienes en tu armario y un poco de imaginación, podrás conseguir tu propósito. Si aún así no lo consigues, te sugiero que pidas ayuda a un profesional en asesoría de imagen, marife@estuestilo.com (próximamente estaré a tu servicio).

. Mediante la técnica de análisis del color, determinaremos que colores son los que más te favorecen, teniendo en cuenta el color natural de tu pigmentación.

Podremos además determinar que líneas y volúmenes son los que armonizan con tu imagen, ayudándote a vestirte apropiadamente para cada ocasión. Además tendremos en cuenta el estudio morfológico de tu cuerpo, y te ayudaremos a determinar tu propio estilo, dándote las pautas para poder gestionar tu propia imagen en el futuro.

4 comentarios:

  1. La asesoría de imagen es fundamental para adquirir conocimientos muy útiles sobre nosotros mismos y saber cómo nos perciben los demás. Es un proceso de dentro hacia afuera realmente enriquecedor.
    www.belleza-estilo.com

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tus comentarios siempre tan bienvenidos. un fuerte abrazo Carie.

    ResponderEliminar
  3. Magnífico post Marifé, como siempre. Aciertas de lleno en todo lo que dices, sobre todo me gusta la parte en la que hablas de las personas que, falsamente, creen que la imagen no es importante, conozco algunas y ni se imaginan el efecto que causan en su entorno, realmente NO ENCAJAN. Te felicito!

    ResponderEliminar
  4. Un post genial que resume los puntos mas importantes del mix de como ser un diez en tu imagen!

    Zepequeña.

    ResponderEliminar